23 agosto 2010 Actualidad, Internacionales, Profesionales, Series, TV y sociedad

Anna Paquin y Stephen Moyer

En este caso el amor sobrepasó la pequeña pantalla y Anna Paquin y Stephen Moyer se quedaron prendados el uno del otro poco después de comenzar el rodaje de la primera temporada de True Blood y comenzaban a citarse en secreto para evitar crear un ambiente tenso en el plató. Querían asegurarse de que lo suyo iba en serio y no era hasta febrero de 2009 cuando lo hacían público. El novio pedía la mano a Anna con una anillo vintage en Hawaii el pasado año en agosto y ahora los protagonistas de la serie de HBO se dieron el sí quiero en Malibú el pasado sábado.

Entre los invitados se encontraban el creador de True Blood, Alan Ball, sus compañeros de reparto: Ryan Kwanten (Jason Stackhouse), Sam Trammell (Sam Merlotte), Rutina Wesley (Tara) y Carrie Preston (Arlene) que iba con su marido Michael Emerson (Ben Linus de Perdidos), además entre los asistentes se hallaba Elijah Wood.

La novia, de 28 años, tomaba como modelo a Marilyn Monroe y lucía un vestido blanco atado al cuello, zapatos de plataforma negros, joyas de Neil Lane y el cabello peinado hacia atrás y recogido. Mientras que el actor británico de 40 años vestía un traje oscuro, camisa blanca y corbata negra, sobrio y clásico. Ambos intercambiaban sus voto en una carpa blanca junto a la playa en Malibú.

“Fue una bonita tarde para casarse y el anochecer fue maravilloso. Anna y Stephen estaban muy emocionados por celebrar su boda con sus familia y sus amigos íntimos“, contaba un testigo a la revista People. El novio aseguraba que Anna era la persona en la que más ha confiado en su vida y que estaba muy feliz. Además mostraba sus celos cuando veía una charla íntima de Sookie con Eric.

Después de la ceremonia los novios ofrecieron una fiesta en una residencia privada donde Moyer se puso un bañador y saltó al océano para demostrar su alegría. Mientras Anna le observaba desde tierra como se puede ver en esta foto -estaba en la segunda fila a la izquierda-. El pasado miércoles salía a la venta en los kioskos el número de septiembre de Rolling Stone donde la pareja junto a Alexander Skarsgaard aparecía desnuda y ensangrentada en portada. ¡Enhorabuena a la pareja! Afortunadamente en la vida real les ha sido más fácil estar juntos que en la ficción.

Vía | La Cosa Rosa
Foto | Gtres

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 23 agosto 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *