26 julio 2013 Corazón, Telecinco

Lucía Etxebarría en el Deluxe
Cuando nació Gran Hermano, muchos vieron en este tipo de programas una forma de hacer sociología para poder comprender el comportamiento humano. Este año, en Campamento de Verano, se han superado todas las expectativas al romper con el perfil típico de concursantes en este tipo de programas.

Lucía Etxebarría, aterrizó en este campamento tan particular y se ha convertido en la protagonista absoluta del espectáculo. Lo cierto es que la actitud de Lucía Etxebarría ha sido la de una mujer imprevisible que parecía no ser consciente del hábitat en el que estaba. Incluso ayer, en la entrevista con Joaquín Prat, parecía sentirse fuera de lugar.


Por otra parte, la escritora se ha mostrado constantemente preocupada por la imagen que se veía de ella fuera, en especial, le preocupada qué pudiera pensar su madre. Un signo que puede mostrar inseguridad en sí misma. De hecho, su inseguridad también ha quedado patente en sus constantes dudas sobre si se iba o se quedaba del campamento.

Lucía Etxebarría hizo observaciones muy reales como que, en ocasiones, en un reality se ven actitudes que no son normales en la vida. Y es normal que alguien que no está acostumbrado a ese mundo se sienta desubicado. Sin embargo, lo sorprendente es la ingenuidad de una escritora a la que, como ya dijo ayer en la entrevista, todo su entorno recomendó no entrar al concurso.

Esta noche, Lucía Etxebarría acude al Deluxe para conceder una entrevista. En uno de los que, sin duda, seguro que es uno de los capítulos más surrealistas de su vida analizado desde un punto de vista profesional. Lucía Etxebarría ha mostrado su lado menos intelectual y menos coherente.

Vía | El Boletín

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 27 julio 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *