23 septiembre 2015 Programación, Reality show, Telecinco

Los porcentajes ciegos desatan la euforia de Maite en Gran Hermano 16

Ayer en “Gran Hermano 16: última hora”, las nominadas y sus compañeros conocían los porcentajes ciegos de cara a la expulsión del jueves. Dos de ellas están empatadas con un 45 por ciento de los votos y la tercera está prácticamente salvada con un 10 por ciento de los votos. Maite se mostraba eufórica ante el descubrimiento, pensado que era la que menos porcentaje llevaba, y daba las gracias a España; Raquel se echaba las manos a la cabeza, mientras Sofía se mostraba muy tranquila y explicaba a su madre que quizá las dos empatadas eran ellas.

Las tres han tenido la oportunidad de hacer un alegato con los motivos por los que deben quedarse en el reality show. La primera era Maite que llena de energía aseguraba que ella es “muy limpia y no apuñala por la espalda, como otras”. “He pedido disculpas del primer arrebato que me dio, pero ahora soy una mujer muy templada, segura de mí misma, con mis grandes principios y desde luego, que sí veo algo que está en mi contra y creo que tengo la razón, lo voy a luchar hasta el infinito aunque, me cueste la vida”, comentaba. “Y lo que nunca, nunca, nunca la Maite Galdeano va a ser es meter por detrás el cuchillo como he visto, nunca, yo soy limpia y España lo tiene que saber, soy limpia, recta y directa. Me tengo que quedar aquí en la casa porque sí, porque tengo juego, porque soy graciosa, porque imito a la gente…”, concluía.

En cuanto a Sofía reconocía que le costaba conectar con la gente, pero que no iba a hacer la pelota a nadie para que no la nominasen. “Mis compañeros han decidido nominarme porque he estado un poco alejada de todo el mundo, pero yo no soy así”, contaba. “Yo también soy muy clara, no me gustan las hipocresías, no voy a hacer la pelota a nadie por estar nominada, no voy a regalar mis palabras, ni mis sentimientos…”, aseguraba.

Raquel optaba por defenderse sin atacar a nadie. “Para defenderme no quiere atacar a nadie, solo quiero que me apoyéis porque sé que igual mis principios en “Gran Hermano” no han sido los mejores, pero he tenido mucha tensión, pero creo que los ánimos ya están más calmados. Tengo muchos amigos y mucha ilusión por estar en aquí. Ojalá que dentro de tres meses me veáis como realmente soy”, pedía.

Mientras sus compañeros se muestran recelosos antes la “nueva” y amable Maite. Temen que sea fruto de la nominación y que si se queda en la casa todo vuelva a ser como hace unos días.

Vía | Telecinco

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *