29 febrero 2016 Programación, Reality show, Telecinco

Tensión máxima en Guadalix, porcentajes ciegos y abandono sorpresa en Gran Hermano VIP 4: el debate

Sandra Barneda no se puede quejar del contenido que tuvo ayer a la hora de presentar “Gran Hermano VIP 4: el debate”, que hizo que su audiencia mejorase. A la entrevista a la última expulsada Rosa Benito se unía el vídeo de la fuerte discusión entre Raquel Bollo y Carlos Lozano y el inesperado abandono de Julián Contreras Jr. que no aguantaba la tensión que se vivía en la casa. Además los porcentajes ciegos muestran que la expulsión será cosa de dos.

Rosa Benito se presentaba en plató con varios recursos muy manidos en el reality show: no he visto aún los vídeos, pero no han puesto vídeos sobre mí o no han dejado que se me defendiera. Además se mostraba decepcionada con las palabras de sus compañeros de Sálvame y contaba que tenía que hablar con Belén Esteban porque debía haberle dicho lo que pensaba a la cara cuando entró al balneario y no hacerlo fuera. Recordemos que la de San Blas aseguró el martes pasado que le gustaría que Rosa fuera la expulsada para ver su cara ante algo que no esperaba.

Los porcentajes ciegos apuntan que la expulsión será cosa de dos: el color azul lleva el 47,8 por ciento; el rosa, el 40,2 por ciento y el amarillo, el 12 por ciento de los votosBenito defendía que había hecho un buen concurso y tras escuchar sus explicaciones Kiko Hernández lo tenía claro: “Estoy viendo una faceta nueva tuya que no conocía, una faceta de “reventado” que no asume las críticas”. Además le preguntaba por el señor de Burgos con el que decía que llevaba un tiempo “conociéndose”.

Pero el protagonismo de Rosa se veía eclipsado por Julián Contreras que no aguantaba la tensión de la casa y abandonaba el concurso. La entrada de Fran Nicolás y una fuerte discusión con Carlos Lozano que casi llega a las manos hacían que tomara esta decisión. El hijo de Carmina Ordóñez valoraba su experiencia como muy positiva, pero apuntaba que “se convirtió en una experiencia negativa a partir del viernes por una discusión con Fran“. Este le calificó como “triste” y “penurias” y consiguió sacarle de sus casillas, algo que llegó al límite cuando Lozano comenzaba una discusión por unas naranjas.

Raquel Bollo y Carlos Lozano protagonizaron un enfrentamiento muy duro por este tema que se podrá ver en su totalidad mañana en Límite 48 horas. Otra que no está nada contenta con el trato que está recibiendo del presentador es Belén Roca, mientras Laura Matamoros quiere que expulsen a Alejandro Nieto y Rappel llora a causa de la prueba semanal.

Los porcentajes ciegos apuntan que la expulsión será cosa de dos: el color azul lleva el 47,8 por ciento; el rosa, el 40,2 por ciento y el amarillo, el 12 por ciento de los votos. Los candidatos a convertirse en el séptimo expulsado de la edición son: Sema, Carlos Lozano y Alejandro Nieto.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *