La muerte de Edie en Mujeres desesperadas, sin la brillantez del episodio cien

La muerte de Edie en Mujeres desesperadas, sin la brillantez del episodio cien

Escrito por: Elisa Blanco   @elisiya    23 abril 2009     3 Comentarios     2 minutos

El regreso de Mujeres desesperadas, tras unas semanas de descanso, prometía un gran episodio, tras haber dejado a Edie, accidentada y electrocutada -asomándose ante una muerte poco digna-, todos sabíamos que el final de la libertina vecina había llegado. Casi catorce millones de personas -13.648.000- vieron a través de ABC, el episodio del fallecimiento, que se produjo en las primeros minutos, y el homenaje a este personaje llevado a cabo por sus “amigas” más íntimas en Wisteria Lane.

Con una estructura similar al magnífico capítulo cien de la ficción se desarrolló siguiendo los mismos parámetros, las amigas (Lynette, Bree, Susan, Gaby y Karen McCluskey rememoraron los “secretos” que compartieron con Edie y que hacían de la mujer desesperada, una desconocida para el resto. A diferencia del episodio centenario en éste la narración se producía durante un viaje donde las amigas iban a contar a Travers, el hijo de Edie, el fallecimiento de su madre.

El contra más grave con el que contaba el capítulo, -muy a mi pesar porque no me desagradaba Edie, como personaje secundario, y no me parece correcto que Marc Cherry despida a Nicollette Sheridan, por un tema personal, como afirma ella-, es que esta actriz no se puede comparar con Beau Bridges, que se sacó de la nada un personaje memorable, fantastico, soberbió como Eli Scruggs. Como los seguidores de la serie ya vimos tras la marcha de Marcia Cross por su embarazo y la sustitución de sus tramas con las de Edie y Carlos, el personaje y la actriz no se sostenían como principales.

Más de un millón de espectadores decidieron no ver este episodio a diferencia de la entrega anterior que llegó a los quince millones. Aún así, merece la pena verlo por varios motivos: sabrás cómo se conocieron Edie y Susan, de donde venía su animadversión; como ayudó Edie a Orson y a Bree cuando el primero estaba en la cárcel, el apoyo que supuso para Lynette en su lucha contra el cáncer y el miedo que tenía envejecer como confesaba a Gaby.

Además la señora McCluskey se luce y le dan más papel, lo cual es un lujo. Ella era la mejor amiga de Edie, juntas se tomaban sus copitas y se hacían sus confidencias y por supuesto, el final: los adjetivos con los que definen las amigas a Edie tras esparcir sus cenizas por Wisteria Lane es un momento cumbre entre el llanto y la risa. Gaby la denominó sexy; Lynette, strong; Bree, perceptive; Karen McCluskey, beautiful y Susan arruinó otra vez el plan de Edie cuando dijo que necesitaba cuatro palabras: one of this kind. Una bonita despedida para la mujer desesperada más descarada.

Foto | fanpop


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.